Ojalá pudiéramos brindar las claves mágicas para llegar al éxito, los pasos a seguir o el derrotero de estrategias exactas que los van a llevar a cumplir los objetivos en una carrera musical, pero esto resulta complejo en un panorama tan cambiante como lo es el sector de la música, el cual está variando constantemente y requiere de unas estrategias particulares, de acuerdo al tipo de proyecto que se tenga o el que se quiera generar.

Sin embargo, es importante compartir algunos casos, los cuales consideramos son producto de buenas prácticas, trabajo constante y en equipo, lo cual les ha permitido recorrer ‘buenos caminos’. En esta oportunidad conversamos con David Colorado, Músico y Director de Alibombo, un grupo de percusión, que a su vez funciona como un laboratorio de experimentación sonora que crea música a partir de elementos reciclados, con influencias que pasan por ritmos del caribe y el pacífico colombiano, fusionados con el drum and bass.

Al preguntar a David un poco por su historia y esas acciones que le han dado resultados positivos alrededor de su carrera, nos contestó lo siguiente:

“Con la cantidad de géneros y formas qué hay hoy en día en la música, no me atrevo a decir que lo que haya funcionado para Alibombo funcione para cualquier banda, en este sentido enumerare las tres cosas que siento han sido más importantes en mi carrera musical:

1. Estudiar música, y no me refiero a hacerlo necesariamente en un conservatorio o universidad, me refiero a tener un conocimiento claro y un manejo de algún instrumento a nivel profesional, no tiene que ser virtuoso.

2. Escuchar mucha música que a uno realmente le guste de cualquier época, no importa si no es el género del momento, pero sí tratar de entender el contexto de la música actual, y encontrar la forma de usar todas estas influencias como insumos en tu producto.

3. Hacer música, la que sea.

Tener referentes es vital, pues no tenerlos es negar la historia y si somos realistas ya todo está inventado, sólo estamos aquí para tratar de usar lo que ya está configurado de una manera personal para convertirlo en tu marca”.

Para esta dupla de percusión, luego de tener estos pasos desarrollados, comenzó el proceso de encontrar un mercado para lo que hacían, y fue ahí donde entendieron la importancia de los mercados culturales, pues son uno de los contados espacios donde aún el artista brilla por su talento y la calidad de su propuesta, ya que como bien lo expresa el director de este grupo “la mayoría de espacios en la industria musical funciona con altas inversiones, para entrar se necesita mucho dinero y los grupos independientes eso es precisamente lo que no tenemos, entonces tenemos como opción enamorar a nuestros clientes con la calidad y particularidad de nuestro producto”.

Alibombo ha participado en Circulart en varias ocasiones, tanto en showcase como en ruedas de negocio, logrando resultados satisfactorios, como lo fue conseguir la participación en dos festivales en Portugal.

Sin duda, algo a destacar en palabras de David, es esa pasión por lo que hace, la misma que lo lleva a concluir: “Con la música he logrado cosas tan básicas como vivir de ella, conocer lugares del mundo que nunca habría imaginado, pero lo más importante es estar en esa constante pregunta de ¿cómo mejorar lo que ya tengo? Y creo que es esa pregunta lo que nos mantiene firmes a la hora de seguir intentándolo, me gustaría que en algún momento nuestro show esté tan posicionado, que podamos hacer el montaje como lo veo en mi cabeza, pero es algo costoso y estamos como dije antes, todos los días tratando de encontrar formas de mejorarlo dentro de las posibilidades económicas con que contamos ahora. Por eso, nuestro plan en los próximos 5 años además de grabar más música, es fortalecer los circuitos en Europa y África y nuestra presencia a nivel nacional”.

This site is protected by wp-copyrightpro.com